Primary Menu
Hit Enter to search or Esc key to close
Blog thumbnail

Conchagua, entre el mar y el cielo

Conchagua, entre el mar y el cielo

Blog thumbnail

Su nombre es de origen Lenca y significa “Valle estrecho”, según los historiadores, en 1683 el virreinato de Guatemala otorgó a los pobladores las tierras ejidales que hoy conforman el municipio ubicado en las faldas del volcán de Conchagua a 207 kilómetros de San Salvador. Posee como patrimonio cultural arquitectónico lo que se considera la iglesia más antigua de El Salvador construida en 1693 en honor a Santiago Apóstol y dentro de la cuál se encuentra la imagen de la Virgen de las nieves, misma que viajaba con la imagen de la Reina de la Paz, patrona de El Salvador, cuando el barco en el que eran transportadas fue atracado por piratas y ambas imágenes quedaron varadas en el Golfo de Fonseca las cuales fueron rescatadas por los indios Lencas asentados en el pueblo de Conchagua.

Todos los domingos se realiza un festival gastronómico en la plaza central donde se ofrecen comidas típicas entre las que figuran los pastelitos y empanadas, el tiste, el pozol, la chicha y las pupusas, estas últimas con una peculiaridad de la zona oriental ya que son acompañadas de curtido con mayonesa y salsa negra.

El municipio cuenta con muchas de las más famosas y bellas playas en el Oriente de El Salvador de las que destacan: playa El Tamarindo, playas Negras, playa Las Tunas donde se puede realizar un tour guiado en kayak por los manglares visitando un cementerio de vajisas donde los indígenas extraían la sal llamado El Escondido y playa El Jagüey donde se encuentra el hotel y restaurante Maribel con bellas instalaciones y un menú de mariscos excepcional.

Otro de los principales atractivos turísticos del municipio es el volcán de Conchagua con una altura de 1,225 msnm el cual brinda dos opciones para el visitante, la primera es visitar el área natural protegida que cuenta con senderos en medio de la vegetación, guardarecursos quienes nos brindan la historia del lugar, dos miradores con vistas de 360° y un área de cabañas para quienes desean quedarse disfrutando de la fauna local.

La otra opción es El Espíritu de la montaña, un complejo privado que cuenta con senderos en medio de un bosque de pinos, un chalet bien equipado, baños, una galería de arte y artesanías, un mirador con vista 360°, un área de acampar y una plataforma de madera con una impresionante vista hacia el Golfo de Fonseca y sus islas. El amanecer desde este sitio es, definitivamente una de las actividades a realizar ya sea si vives o estás de viaje en El Salvador.

Cabe mencionar que para llegar a ambos lugares es necesario un vehículo 4×4, aunque si lo deseas puedes optar por realizar una caminata de aproximadamente dos horas y media, también puedes realizar la visita previa coordinación con un operador de turismo el cual te facilitará toda la logística para tu seguridad y comodidad, sea cual sea la opción ten por seguro que el amanecer desde el volcán de Conchagua será una experiencia inolvidable.

Deja un comentario